Texas

Urge Texas a Biden comprometer a AMLO en migración

El Gobernador de Texas, Greg Abbott, urgió al Presidente de Estados Unidos, Joe Biden, a que en la reunión que sostendrá mañana con Andrés Manuel López Obrador le exija un compromiso para detener el flujo de migrantes indocumentados a Texas así como el contrabando de drogas.

«A pesar de los numerosos llamados a la acción, su Administración se niega a hacer cumplir nuestras leyes de migración y asegurar nuestra frontera sur», escribió el republicano en una carta dirigida al Mandatario demócrata.

«Desafortunadamente, México tampoco ha estado dispuesto a detener el flujo de migración ilegal y, por lo tanto, contribuyó a la situación de las fronteras abiertas».

Bajo la Administración Biden, Estados Unidos registró un número récord de detenciones de migrantes en su frontera sur en el pasado año fiscal que concluyó el 30 de septiembre, al registrar alrededor de 1.7 millones de arrestos.

Como parte de su promesa de instaurar un sistema migratorio «más humano», el demócrata retiró varias de las políticas de su antecesor Donald Trump, entre ellas el programa conocido como «Quédate en México». No obstante, tras una demanda de Texas y Misuri se vio obligado a reinstalarlo.

Abbott recordó a Biden que «ante la ausencia de una acción federal», su Gobierno lanzó su propia estrategia de seguridad con miles de elementos desplegados en la frontera.

«Texas seguirá avanzando. Le insto a que comprometa al Gobierno mexicano sobre formas de prevenir el contrabando de personas, drogas y el flujo continuo de inmigrantes ilegales a Texas», apuntó.

Asimismo, pidió a Biden tomar medidas para proteger los activos estadounidenses «de la incautación por parte del Gobierno mexicano», potencialmente en violación de las leyes de comercio internacional.

«La situación actual es insostenible para las empresas estadounidenses que buscan continuar sus operaciones comerciales, y se está convirtiendo rápidamente en una barrera al libre comercio, las transacciones de energía, y la inversión privada en la región», advirtió.

«Eso requiere atención inmediata por parte de su Administración para prevenir un daño irreparable a los negocios y trabajadores de Texas».

Abbott urgió también a la Administración Biden que discuta con México la «retirada inmediata» de las fuerzas militares que han impedido el funcionamiento de empresas estadounidenses, como fue el caso de unas instalaciones que pertenecen a la compañía texana Monterra, y otras que, dijo, enfrentan amenazas similares.

«Pese a los continuos esfuerzos de estas compañías para trabajar con los reguladores mexicanos, múltiples instalaciones permanecen cerradas y bajo supervisión de la policía militarizada, dejando a las compañías de Texas y sus empleados en una situación insostenible», alertó.

Lo anterior, apuntó, socava la credibilidad de Estados Unidos como socio comercial «mientras la crisis fronteriza continúa devastando a Texas».

Con información de Agencias

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba