Mundo

Sanciona EU a Rusia y expulsa diplomáticos por injerencia

El Gobierno de Estados Unidos aplicó sanciones contra 32 entidades y funcionarios de Rusia y expulsó del país a 10 diplomáticos en respuesta a la presunta interferencia del Kremlin en las elecciones presidenciales del año pasado y a los hackeos de agencias oficiales.

El Presidente Joe Biden firmó una orden ejecutiva que permitirá volver a castigar a Rusia, con «consecuencias estratégicas y económicas», «si continúa o promueve una escalada de sus acciones desestabilizadoras internacionales», advirtió la Casa Blanca en un comunicado.

Por primera vez, Estados Unidos ligó directamente las intrusiones a los servicios de inteligencia rusa. Según la información, éstos estuvieron detrás del hackeo a Solar Winds, que afectó a varias agencias del Gobierno de EU y a otras empresas.

De acuerdo con el Departamento del Tesoro, las acciones incluyen nuevas prohibiciones para hacer ciertos negocios con la deuda soberana de Rusia e incluyen a compañías de tecnología, dijo Reuters.

El Tesoro también sancionó a ocho individuos asociados con la ocupación y represión en curso de Rusia en Crimea, que Moscú anexó en 2014.

Antes de la publicación del decreto, el Kremlin había dicho que respondería de la misma manera a cualquier sanción y advirtió que las nuevas medidas estadounidenses reducirían las posibilidades de que se celebrara una cumbre entre Biden y su par ruso, Vladimir Putin.

Las sanciones llegan en un momento difícil para las relaciones entre Estados Unidos y Rusia.

Biden y Putin hablaron por teléfono el martes y acordaron «continuar el diálogo», después de que el Presidente estadounidense describiera el mes pasado al Mandatario ruso como un «asesino» que «pagaría un precio» por la intromisión en las elecciones.

La inteligencia estadounidense asegura que Putin y otros altos funcionarios «estaban al tanto y probablemente dirigían» una operación rusa para influir en el voto en las elecciones de 2020 a favor del republicano Donald Trump.

Más recientemente, un aumento de las tropas rusas en la frontera con Ucrania -donde las fuerzas de Kiev han estado luchando contra los separatistas prorrusos desde 2014- ha provocado una alarma generalizada y advertencias de la OTAN.

Con información de AFP y Reuters

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba