Nacional

Afirma PGJ-Hidalgo que doctora no fue asesinada

Las videograbaciones del área de retención primaria de la Policía Municipal de Progreso de Obregón demuestran que la muerte de la doctora Beatriz Hernández Ruiz se trató de un suicidio y no de un feminicidio, informó el Procurador General de Justicia del Estado de Hidalgo, Raúl Arroyo González.

Sin embargo, los siete policías municipales detenidos por el caso fueron vinculados a proceso por el delito de homicidio culposo al ser omisos en garantizar la dignidad, la vida y la integridad de la víctima que estaba bajo su custodia.

Durante la audiencia que inició ayer y terminó hasta la mañana de este jueves, el juez de control también determinó mantener en prisión preventiva a las tres mujeres y los cuatro hombres imputados.

«La Procuraduría inició las indagatorias bajo el protocolo del delito feminicidio, como se procede en todas las muertes violentas de mujeres», detalló el Procurador en un mensaje emitido en redes sociales.

«Esta vinculación a proceso por homicidio culposo es resultado de la obtención de datos de prueba adicionales, entre ellos, videograbaciones del área de retención primaria de la Policía Municipal de Progreso de Obregón, situación que permitió apreciar que la muerte de quien se identifica con las iniciales B.H.R. no fue producto de una acción directa, motivo por el cual esta representación social solicitó la reclasificación del delito».

Según medios locales, en la audiencia se mencionó que Beatriz murió por asfixia mecánica por suspensión incompleta tras colocarse una tela blanca alrededor del cuello y la barandilla.

Este jueves se lleva a cabo una segunda audiencia en contra de los mismos policías por las irregularidades cometidas a partir de la detención de la mujer de 29 años de edad.

Beatriz falleció el pasado 9 de junio en el área de retención primaria de la Policía de Progreso de Obregón tras haber sido detenida esa misma tarde por un accidente de tránsito.

Arroyo González dijo que este caso es un llamado de atención para que todos los Ayuntamientos y autoridades estatales pongan especial atención en la capacitación del personal policial, así como en sus protocolos y respeto a la dignidad de las víctimas directas e indirectas.

Con información de Reforma

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba