fbpx
Nacional

Ovidio Guzmán se declara inocente de narcotráfico

Ovidio Guzmán López, hijo del narcotraficante Joaquín El Chapo Guzmán, líder del cártel de Sinaloa, fue acusado hoy formalmente de cinco cargos relacionados con tráfico de drogas, lavado de dinero y posesión ilegal de armas de fuego en la Corte de Distrito Norte de Illinois, en Chicago, tras lo cual se declaró no culpable.

Fiscales estadounidenses presentaron los detalles de la acusación ante El Ratón, como se le conoce a Guzmán López, y ante la jueza Sharon Johnson Coleman, quien estará a cargo del caso. Ovidio Guzmán López fue representado legalmente por Jeffrey Lichtman, quien también representó a su padre El Chapo Guzmán en su juicio de 2019. 

Se prevé que el líder de la célula de Los Chapitos—grupo integrado por sus hermanos Iván Archivaldo Guzmán Salazar, Joaquín Guzmán López y Jesús Alfredo Guzmán Salazar—permanezca en el Centro Metropolitano Correccional en tanto se desarrollan todos los procedimientos para, eventualmente, llegar a un juicio.

Guzmán López está acusado junto a sus tres hermanos de liderar la célula de Los Chapitos, que forma parte del cártel de Sinaloa, encargada de enviar diversas drogas hacia Estados Unidos, entre ellas cocaína, heroína y metanfetamina.

Pero también tiene acusaciones en una corte de Nueva York por tráfico de fentanilo y en una corte de Washington por tráfico de drogas.

El Ratón fue ingresado al Centro Metropolitano Correccional de Chicago, Illinois, tras su extradición de México a Estados Unidos el 15 de septiembre pasado luego de haber permanecido internado en el penal de máxima seguridad del Altiplano, en el Estado de México.

Luego de la detención de El Chapo Guzmán en el 2016, sus cuatro hijos tomaron el control de gran parte del cártel de Sinaloa siendo como herederos del imperio de la droga que les dejó su padre y operan bajo el grupo denominado Los Menores, Los Chapitos o La Chapiza. 

Con información de Agencia

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba